Noticias

Anna Vall: "Con la Justicia Restaurativa la víctima participa en el proceso de decisión"

Publicado: 17/01/20

La mediadora, especialista en Justicia Restaurativa y profesora asociada de la Universidad de Barcelona, Anna Vall Rius, ha impartido el curso sobre 'La utilidad de las Prácticas Restaurativas aplicadas a diversos ámbitos', organizado por el Instituto de Ciencias de la Familia.

La formación ofrece los conocimientos técnicos y prácticos sobre estrategias eficaces para gestionar y prevenir problemas como el acoso escolar, violencia, delitos, desavenencias, conflictos familiares, vecinales, etc.

La primera sesión se ha centrado en los principios básicos de las prácticas restaurativas, tanto formales como informales. Anna Vall ha señalado que "la Justicia Restaurativa es un nuevo paradigma de Justicia que pone su acento en reparar a la víctima y en devolver el protagonismo a la víctima y al victimario, para que puedan ser escuchados a la hora de tomar decisiones sobre las consecuencias del delito”. Este tipo de Justicia permite que, de forma totalmente libre y voluntaria, ambas partes puedan dialogar sobre lo que pasó y acordar el tipo de reparación más adecuado que necesita la víctima para superar el daño y perjuicio padecido a raíz del delito. “La víctima participa en el proceso de decisión sobre lo que necesita para sentirse reparada y el victimario tiene la oportunidad de dejar de ser un sujeto pasivo del castigo para ser parte activa en la reparación a la víctima y en la búsqueda de soluciones útiles para ellos y para toda la sociedad”, insiste.

Vall apunta que la Justicia Restaurativa tiene un gran potencial preventivo ya que promueve la reflexión y la responsabilización de las personas que han cometido un delito. “Es mucho más eficaz responsabilizar y motivar un cambio de conducta y de actitudes que meramente culpabilizar y etiquetar como delincuente a una persona, contribuyendo a reforzar una conducta negativa".

La Justicia Restaurativa puede actuar a través de varios métodos como la mediación -la más conocida- o a través de los círculos, conferencias o encuentros restaurativos, que se están introduciendo poco a poco en España, especialmente en el ámbito de menores. Estas prácticas pueden aplicarse tanto antes de la realización de un delito, de forma preventiva y con el objetivo de mejorar las relaciones entre las personas, como una vez ya iniciada la vía judicial.

El Curso, coordinado por Sonia Rebollo, responsable del Área de Mediación Familiar del Máster Universitario en Orientación y Mediación Familiar, y dirigido por Luz María Fernández, responsable del Instituto Superior de Ciencias de la Familia de la UPSA, está registrado en el Ministerio de Justicia como curso de formación continua para mediadores.