Noticias

Sonia Sánchez y Daniel Tapia: “La pandemia ha sido la causante de que Salamanca de cerca exista”


Publicado: 16/03/21

Compártelo en:

Sonia Sánchez y Daniel Tapia son amigos y cofundadores del periódico ‘Salamanca de cerca’. Sonia acabó el curso pasado sus estudios en Comunicación Audiovisual en la UPSA; mientras que, Daniel sigue formándose en su doble grado de Publicidad y Marketing, el cual acaba este año parte. A pesar de que Daniel siempre había tenido claro que quería emprender, para Sonia fue algo que surgió sobre la marcha. La joven tenía pensado irse a Barcelona a estudiar un máster; pero la COVID-19, hizo que se truncarán sus planes. “Fue un cambio radical total. Para nada pensé en hacer esto. Daniel me propuso este proyecto y me convenció. En ese momento, tampoco me daba miedo. Además, siempre tuvimos claro que queríamos aprender, no sólo en lo periodístico sino también en la manera de llevar un negocio”, comenta Sonia. ‘Salamanca de cerca’ es un periódico que nació el 1 de octubre de 2020. Sonia y Daniel recuerdan ese día con mucha emoción y nerviosismo. Tras cinco meses de trabajo, consideran que han tenido “un crecimiento muy grande”, pero son conscientes que lo más complicado es mantenerlo. Este proyecto está formado plenamente por estudiantes y jóvenes. “Nosotros somos jóvenes que queremos que nuestro proyecto sea para jóvenes, aunque va dirigido a todo tipo de público. Salamanca es una ciudad universitaria y hay mil historias que contar. Además, estos mismos jóvenes también nos pueden contar todo aquello que les preocupa”, explica Daniel. Daniel y Sonia son los cabecillas del periódico, pero cuentan con el apoyo de dos personas de prácticas y varios colaboradores. Consideran que su manera de contar la realidad está calando en la gente a través de mensajes directos, concisos y neutros. Sin embargo, creen que con este proyecto están aprendiendo mucho y descubriendo más de cerca Salamanca. “En realidad, ¿qué conocemos de Salamanca? Nada. Vamos acércanos a su cultura, a su gente y vamos a descubrir lo que tenemos”, matiza Daniel.

Pregunta (P): ¿Cómo surgió Salamanca de Cerca?

Repuesta (R): Sonia Sánchez (S. S): Fue de repente. Yo me iba a ir fuera hacer un máster, pero con la COVID-19 decidí quedarme en Salamanca y estudiar idiomas. Como esto era lo único que iba hacer, me propuse buscar trabajo, pero no encontraba nada. Un día, Dani me propuso que montáramos nuestro propio periódico. Él estuvo trabajando en ‘Salamanca buenas noticias’, un medio que cerró tiempo después y nos planteamos cogerlo y continuar con él, pero, finalmente, optamos por un proyecto plenamente nuevo y propio, aunque fuera algo más complicado.

 

(P): ¿En qué se diferencia vuestro periódico de otros?

(R): Daniel Tapia (D.T):  El propio nombre del periódico está escogido a conciencia, e indica cuál es nuestro objetivo: acercarnos a la gente, a sus historias y, sobre todo, aproximarnos a los jóvenes. Nuestra gran diferencia es buscar la parte positiva de la noticia, evitar titulares dramáticos y ver más allá.

(R): (S.S): Exacto. Con esto, no pretendemos alejarnos de la realidad. Los hechos son los que son y no podemos inventarnos una información para que todo esto sea maravilloso.

Otro de nuestros grandes objetivos es acercarnos a la gente, conocer historias y curiosidades que no se cuentan.

 

(P): ¿Cómo fue la experiencia de emprender en plena pandemia?

(R): (D.T): La verdad es que tampoco lo pensamos mucho. Hay que moverse, porque si te quedas quieto, al final no haces nada. Da igual que haya pandemia, también puedes triunfar.

(R): (S.S): Lo primero que pensamos fue en aprender. Creamos este proyecto en mitad de una pandemia, sí; pero también era un reto para nosotros ponernos delante de un periódico digital con la competencia que hay en Salamanca. Sabíamos que era difícil, pero había que dar el paso.

 

(P): ¿Cuáles fueron las razones que os llevaron a emprender?

(R): (D.T): Yo ya había estado en un periódico y me gustaba el ambiente: ir de un sitio para otro, no parar… Soy una persona muy activa que no me gusta estar quieto, y aunque igual esto no sea algo a lo que me dedique en un futuro, ahora mismo sí.  

Nosotros queremos dar una visión positiva también de la pandemia porque hay cosas buenas que pasan y no todo está perdido. Esta realidad positiva también hay que contarla. Necesita tener su espacio.

(R): (S.S): La pandemia ha sido la causante de que ‘Salamanca de cerca’ exista. De otra manera, igual nunca hubiéramos dado este paso.

 

(P): ¿En algún momento durante la carrera os planteasteis ser vuestros propios jefes?

(R): (D.T):  Yo, siempre. Sabía que quería montar mi propio negocio, pero no sabía exactamente muy bien de qué.

(R): (S. S): En cambio, yo jamás. No sé mandar o imponerme, pero en el momento que me lo propuso Dani, sabía que iba a decir que sí.

 

(P): Ahora que estáis viviendo de cerca la experiencia de emprender, ¿Qué os está pareciendo?

(R): (S. S): Tienes que tener muchas cosas en cuenta y todo bajo control. Al ser dos personas, también es más fácil porque además nos coordinamos bastante bien. En momentos de agobio siempre encontramos una solución. Algo que me está gustando bastante es poder dar lo mejor de mí para ayudar a la gente que está trabajando con nosotros.

 

(P): En estos cinco meses como emprendedores, ¿habéis sentido miedo?

(R): (D.T):  Sí. Miedo a que no nos fuera bien. De hecho, hoy sigo teniendo miedo. Pero también, ¿qué es la vida sin miedo?

(R): (S.S): Al principio tenía mucha inseguridad por si no lo hacía bien y, ahora ya lo tengo dominado, aunque tenga cierta inquietud cuando recibimos algún mensaje. Muchas veces lo abro con miedo, preguntándome: “¿habremos metido la pata?”. Al final, todos somos humanos y podemos cometer fallos.

 

(P): Día a día, ¿cómo habéis ido afrontando este proyecto?

(R): (D.T):  Con mucha calma. Yo estoy estudiando y el día a día, en ciertas ocasiones, se me ha hecho pesado. Estaba en clase y pensado al mismo tiempo en el periódico. Se me hacía un poco bola abarcarlo todo. Aun así, he podido abarcarlo.

(R): (S.S): Estoy de acuerdo con Dani. Es como si fuera nuestro “bebé” y constantemente estamos pensado cosas nuevas para que siga creciendo. Algunas de ellas, igual te dan miedo en el momento, pero siempre tiras para adelante.

 

(P): ¿Animarías a otros jóvenes a emprender? Si es así, ¿qué mensaje les mandaríais?

(R): (D.T): No hay que tener miedo. Hay que “lanzarse alguna vez a la piscina” porque hay millones de historias que nadie ve. Nosotros nos quedamos con una frase que nos dijeron en una entrevista: “Todos somos buenos si tenemos algo que contar”. Así que si tienes claro el proyecto que quieres hacer, seguramente triunfes porque tienes dos elementos fundamentales: ilusión y ganas. Y, si sale mal, tampoco pasa nada. De todo se aprende porque, aunque este “vacía la piscina”, siempre alguien te ayudará.

(R): (S.S): Deben pensarlo y tener claro el proyecto. Hay que mirar hacia adelante porque como decía Dani: “Siempre habrá alguien ahí para echarte una mano”. Este ha sido el late motiv durante estos meses.